martes, 27 de mayo de 2008

Cáliz (Cálice) Chico Buarque & Gilberto Gil

Mucho tiempo, después de haber escuchado el cassette "Chico Buarque en español", me dió por buscar nuevamente la canción "Construcción". Me topé con otra canción bastante estremecedora de Chico Buarque llamada "Cálice" (cáliz, en español). Este tema fue compuesto por Gilberto Gil y Chico Buarque en 1973, durante la Dictadura Militar en Brasil (1964-1985). En esencia es una canción de protesta, poeticamente disfrazada como canción religiosa. Conocido es que cálice (cáliz) suena similar a cale-se (cállate) o filho da outra (hijo de otra) con filho da porra (hijo de puta). A continuación la letra en portugués y su traducción literal en español.

Cálice
de Chico Buarque & Gilberto Gil

Letra original en portugués


Traducción literal al español

Pai! Afasta de mim esse cálice
Pai! Afasta de mim esse cálice
Pai! Afasta de mim esse cálice
De vinho tinto de sangue...(2x)

Como beber
Dessa bebida amarga
Tragar a dor
Engolir a labuta
Mesmo calada a boca
Resta o peito
Silêncio na cidade
Não se escuta
De que me vale
Ser filho da santa
Melhor seria
Ser filho da outra
Outra realidade
Menos morta
Tanta mentira
Tanta força bruta...

Pai! Afasta de mim esse cálice
Pai! Afasta de mim esse cálice
Pai! Afasta de mim esse cálice
De vinho tinto de sangue...

Como é difícil
Acordar calado
Se na calada da noite
Eu me dano
Quero lançar
Um grito desumano
Que é uma maneira
De ser escutado
Esse silêncio todo
Me atordoa
Atordoado
Eu permaneço atento
Na arquibancada
Prá a qualquer momento
Ver emergir
O monstro da lagoa...

Pai! Afasta de mim esse cálice
Pai! Afasta de mim esse cálice
Pai! Afasta de mim esse cálice
De vinho tinto de sangue...

De muito gorda
A porca já não anda
(Cálice!)
De muito usada
A faca já não corta
Como é difícil
Pai, abrir a porta
(Cálice!)
Essa palavra
Presa na garganta
Esse pileque
Homérico no mundo
De que adianta
Ter boa vontade
Mesmo calado o peito
Resta a cuca
Dos bêbados
Do centro da cidade...

Pai! Afasta de mim esse cálice
Pai! Afasta de mim esse cálice
Pai! Afasta de mim esse cálice
De vinho tinto de sangue...

Talvez o mundo
Não seja pequeno
(Cálice!)
Nem seja a vida
Um fato consumado
(Cálice!)
Quero inventar
O meu próprio pecado
(Cálice!)
Quero morrer
Do meu próprio veneno
(Pai! Cálice!)
Quero perder de vez
Tua cabeça
(Cálice!)
Minha cabeça
Perder teu juízo
(Cálice!)
Quero cheirar fumaça
De óleo diesel
(Cálice!)
Me embriagar
Até que alguém me esqueça
(Cálice!)
Padre!Aparta de mi ese Cáliz
Padre! Aparta de mi ese Cáliz
Padre! Aparta de mi ese Cáliz
De vino tinto de sangre (2x)

Como beber
De esa bebida amarga
Aguantar el dolor
Soportar la lucha (o trabajo)
Aún la boca callada
Apaga el pecho
La ciudad en silencio
No se escucha
De que me vale
Ser hijo de una santa
Mejor sería
Ser hijo de otra
Otra realidad
Menos muerta
Tanta mentira
Tanta fuerza bruta...

Padre! Aparta de mi ese Cáliz
Padre! Aparta de mi ese Cáliz
Padre! Aparta de mi ese Cáliz
De vino tinto de sangre…

Es tan difícil
Desertar callado
Si en el silencio de la noche
Yo me daño
Quiero lanzar
Un grito deshumano
La manera
De ser escuchado
Todo este silencio
Me aturde
Aturdido
Permanezco atento
En la galería
Para en cualquier momento
Ver emerger
El monstruo de la laguna…

Padre! Aparta de mi ese Cáliz
Padre! Aparta de mi ese Cáliz
Padre! Aparta de mi ese Cáliz
De vino tinto de sangre…

De tan gorda
La puerca ya no anda
Cáliz!)
De tan usada
La daga ya no corta
Es tan difícil
Padre, abrir la puerta
(Cáliz!)
Esta palabra
Presa en la garganta
Este trago
Homérico en el mundo
De que sirve
Tener buena voluntad
Si aún callado el pecho
Apaga el pensamiento
De los alcohólicos
Del centro de la ciudad…

Padre! Aparta de mi ese Cáliz
Padre! Aparta de mi ese Cáliz
Padre! Aparta de mi ese Cáliz
De vino tinto de sangre….

Talvez el mundo
No sea pequeño
(Cáliz!)
Ni sea la vida
Un hecho consumado
(Cáliz!)
Quiero inventar
Mi propio pecado
(Cáliz!)
Quiero morir
De mi propio veneno
(Padre! Cáliz!)
Quiero perder de una vez
Tu cabeza
(Cáliz!)
Mi cabeza
Hacerte perder el juicio
(Cáliz!)
Quiero oler el humo
Del óleo diesel
(Cáliz!)
Emborracharme
Hasta que alguien me olvide
(Cáliz!)



En la Biblia, cuando Jesús se encuentra en el Getsemaní, poco antes de su arresto, le pide a su Padre que, si fuera posible, hiciera pasar lejos "ese" cáliz (ese cáliz lleno de sangre y traición).

Mateo 26
36 Cuando Jesús llegó con sus discípulos a una propiedad llamada Getsemaní, les dijo: "Quédense aquí, mientras yo voy allí a orar".
37 Y llevando con él a Pedro y a los dos hijos de Zebedeo, comenzó a entristecerse y a angustiarse.
38 Entonces les dijo: "Mi alma siente una tristeza de muerte. Quédense aquí, velando conmigo".
39 Y adelantándose un poco, cayó con el rostro en tierra, orando así: "Padre mío, si es posible, que pase lejos de mí este cáliz, pero no se haga mi voluntad, sino la tuya".
40 Después volvió junto a sus discípulos y los encontró durmiendo. Jesús dijo a Pedro: "¿Es posible que no hayan podido quedarse despiertos conmigo, ni siquiera una hora?
41 Estén prevenidos y oren para no caer en la tentación, porque el espíritu está dispuesto, pero la carne es débil".
42 Se alejó por segunda vez y suplicó: "Padre mío, si no puede pasar este cáliz sin que yo lo beba, que se haga tu voluntad".
43 Al regresar los encontró otra vez durmiendo, porque sus ojos se cerraban de sueño.
44 Nuevamente se alejó de ellos y oró por tercera vez, repitiendo las mismas palabras.
45 Luego volvió junto a sus discípulos y les dijo: "Ahora pueden dormir y descansar: ha llegado la hora en que el Hijo del hombre va a ser entregado en manos de los pecadores.
46 ¡Levántense! ¡Vamos! Ya se acerca el que me va a entregar".


Por todo lo anterior, su letra puede ser interpretada tanto en términos terrenales como religioso, o ambos juntos. Encuentro que el aspecto terrenal es demasiado obvio para comentarlo, por lo que mis cometarios los centraré en la interpretación religiosa que se podría hacer a esta canción. La intención no es hacer un tratado teológico, ni mucho menos, solo deseo comentar como yo puedo interpretar esta canción.

Para la interpretación religiosa, podemos ir al sitio web Espacio Potencial, donde existe una especie de "alegoría religiosa" llamada Evangelio y pasión de poetas, que se autodefine como una "Exégesis poética de la pasión de un hombre". Los autores del ensayo (Paula Larotonda y Daniel Ripesi) toman frases e ideas en diversas obras con carácter poético, entre ellos, Cálice de Chico Buarque & Gilberto Gil. En la parte dedicada a la Vacilación del hombre se puede leer el siguiente extracto:

"Encontraba insensato atar su carne a esa forma tan sencilla y perfecta para que, de ahí en más, todo un universo atara su obsecuencia a un símbolo: La 'Cruz'. Símbolo inequívoco de adoración (y meneándo la cabeza reflexionó que la adoración no deja nunca de producir cadáveres para sus símbolos). Necesitó hablar entonces con su Padre. Sin embargo, advirtió casi de inmediato que las dos formas retóricas con las que espontáneamente pensaba sostener a sus palabras estaban vedadas para tal fin: para establecer un diálogo con su Padre resultaba insensato esbozar una súplica o una exigencia... Nada se puede pedir a quien todo lo ha dado en la forma inapelable y perfecta de un destino. Pedir un cambio en ese destino es pedir la propia aniquilación de su Padre, porque cada destino está atado a una determinación universal, encadenado a su vez en un orden perfecto que no es otra cosa que la imagen de Él mismo.

"No hay destino individual, ni siquiera el pecado es singular: absolutamente todos los mortales nacen con uno idéntico, 'original'. Decirle a su padre: 'Señor, quiero inventar mi propio pecado' sería anular su plan general y anónimo. Y Jesús se agobió por semejante exceso de lógica. Deseó que ocurriera un imprevisto, una falla. Deseó desertar por un instante de tanto fatalismo minuciosamente justificado. Sin pecado Jesús no era culpable -eso era cierto-, pero ser inocente le impedía tener una historia: es que poseer una historia es, por necesidad, perder la inocencia. Hubiera preferido, entonces, no ser hijo de la Santa, sino de la otra más real, de sonrisa más franca -siempre al borde de la carcajada-, de ojos llenos de insinuación -siempre al borde de la malicia-, de pechos tan nutritivos -siempre al borde de la lujuria-. ¿Pero de qué tenía Él finalmente que quejarse? ¿También esos infelices totalmente borrachos que decían ser sus amigos, y que ahora dormían a pata ancha, estaban atados a un destino? Sin duda era así, sólo que Jesús tenía plena conciencia del suyo y saber es una extraña condena para quien se supone Santo.

"Le resultó inútil despertar en sí alguna nostalgia. Tampoco pudo despertar un deseo para seguir viviendo. Murmuró: 'Padre, aparta de mi este cáliz', y su murmuración tuvo la fuerza de un grito inhumano, preñado de esa hostilidad primitiva con que su Padre lanzó a rodar al mundo en el principio de los tiempos, semejante también al grito primario de cualquier recién parido o al que sostiene la última exhalación de algunos de sus mortales. Y tuvo la repentina determinación de concluir rápidamente con la comedia. No podía hacer más que lo que hizo: someterse a su destino, pero obedeciendo sólo en apariencia. Pues pudo obedecer al decidir: se dejó conducir a la cruz, sí, pero en verdad realizó su convicción de dejarse morir al verse abandonado por sus amigos y al descubrir que Él mismo no era otra cosa que la palabra de su Padre hecha carne... Entonces, repitió, como una letanía íntima, una murmuración casi inconexa: 'Padre, aparta de mí este cáliz de vino tinto de sangre. ¿Cómo beber de esta bebida amarga, tragar el dolor, pasar el mal trago? Aún callada la boca resta el pecho. ¿De qué me vale ser hijo de la santa?, mejor sería ser hijo de la otra, otra realidad menos muerta. Tanta mentira, tanta fuerza bruta, ¡qué difícil es despertar callado!, si en lo callado de la noche me desespero. Quiero lanzar un grito inhumano, que es una manera de ser escuchado. Tal vez el mundo no sea pequeño, ni sea la vida un hecho consumado. Quiero inventar mi propio pecado, quiero morir de mi propio veneno'".

En mi interpretación (o sentir) esta canción representa las dudas sobre la existencia de Dios al ver tanta mentira y tanta fuerza bruta, especialmente cuando uno se crió durante una dictadura militar. Las injusticias y atrocidades del mundo hace dudar a uno, especialmente de pendejo (adolecencia), sobre la existencia de Dios o, al menos, sobre su bondad. En la Biblia, al pagar por los pecados del Hombre, Jesús también duda de Dios, en el sentido que lo siente (humanamente) ausente.

Mateo 27:46
"Dios mío, Dios, mío, ¿por qué me has abandonado?".

Independiente a como pueda interpretar cada cual esta canción, su espíritu y desenfado son innegables. A continuación la versión en español de este tema, adaptado por Valeria Lynch.


Cáliz
Adaptación de Valeria Lynch

¡Padre! Aparta de mí ese Cáliz
¡Padre! Aparta de mí ese Cáliz
Aparta de mí ese Cáliz
De vino tinto de sangre (2x)

Como beber de esa bebida amarga
Todo el dolor contenido en la boca
Aunque me calle me queda en el pecho
Silencio, la ciudad ya no se escucha
De que me vale seguir cada santa
Mejor sería ser hija de otra
La realidad parece menos muerta
Tanta mentira, tanta fuerza bruta

¡Padre! Aparta de mí ese Cáliz
¡Padre! Aparta de mí ese Cáliz
Aparta de mí ese Cáliz
De vino tinto de sangre

Es tan difícil despertar callada
Si hasta el silencio en la noche me daña
Quiero lanzar un grito deshumano
Ver la manera de ser escuchada
Este silencio todo me atormenta
Y atormentada permanezco atenta
En la trinchera y en cualquier momento
Ver surgir un monstruo en la laguna

¡Padre! Aparta de mí ese Cáliz
¡Padre! Aparta de mí ese Cáliz
Aparta de mí ese Cáliz
De vino tinto de sangre

De muy hinchada la puerta no abre
De tan usada la hoja no corta
Es tan difícil abrir la puerta
Tengo este grito preso en la garganta
Este episodio me recuerda un mundo
De tan oscuro que no puedo abordarlo
Aunque me calle, me queda en la cabeza
Tanta injusticia, tanta fuerza bruta

¡Padre! Aparta de mí ese Cáliz
¡Padre! Aparta de mí ese Cáliz
Aparta de mí ese Cáliz
De vino tinto de sangre

Talvez el mundo no sea pequeño
No sea la vida un asunto acabado
Quiero inventar hoy mi propio pecado
Quiero morir de propio veneno
Quiero perderme pronto en tu cabeza
Que mi silencio se trasforme en grito
Quiero embriagarme con todos tus vicios
Y emborracharme hasta perder el juicio

Agradecimiento: A mi amigo Claudio Campos, que me tradujo la letra de la canción y me aportó información.

16 comentarios:

Anónimo dijo...

Con tu permiso he usado parte de tu post...tan esclarecedor, en otro sitio con los debidos créditos a tu persona. Es que huboalguna exaltación por el tema de Chico ilustrando unas fiestas de fin de año no tan grata si olvidamos lo que no queremos ver en las miserias ajenas, que nunca quieren ser propias...
http://grupoed2kmagazine.activoforo.com/off-topic-f20/nadar-contra-la-corrientever-y-formar-conciencia-t530.htm#978
Si quieres pasa por acá....
Saludos y que la vida te mime.
Gracias.

Hugo Carrasco dijo...

Akeru, me siento muy alagado por tu cita.

Saludos.

Anónimo dijo...

Usted lo merece "compadre",con respeto,Creo que todos nos merecemos que la idea no sea detenida...Gracias nuevamente.

Man on Fire dijo...

Hola. Muy buen post, pero sigo teniendo la duda, ¿Chico Buarque grabó o no grabó Cálice en su versión en español?
Se que tiene un disco en español. Pero creo que ahí no está Cálice.
Creo que no existe tal versión.

¿Alguien me podría aclarar?

Hugo Carrasco dijo...

Man on Fire, efectivamente en el disco de Chico Buarque en Español no está incluido el tema Cálice.

Saludos.

sopaipilla dijo...

Digo lo mismo que dice Akeru: contando con tu permiso, voy a utilizar una parte de tu trabajo sobre Chico Buarque en un blog al cual estás invitado cordialmente. Pasá sin golpear, la pùerta está sin llave. Te quedo muy agradecido y, obviamente voy a citar lois debidos créditos.
Atentamente. alfio

Patter79 dijo...

Las canciones son, cuando la inspiración y el oficio del poeta se corresponden, efímeras historias condensadas, plenas de palabras cuya significación trasciende la banalidad del mero entretenimiento. Caliz es un ejemplo de ello. Conocí esta canción, que me llamó poderosamente la atención, hace cuatro años, en ocasión de un concierto que Valeria Lynch brindó en Buenos Aires y que tuve la fortuna de presenciar.

Kami dijo...

Excelente aporte, buscando la letra de esta cancion que le gustaba mucho a mi padre, me encuentro con lo que significa esta cancion..ahora entiendo por que le gustaba!y ami tambien ahora.

saludos y gracias.
grande chico buarque!

EstebandeBallester dijo...

No quisiera exagerar: Pero ¿no sería esta un de las 10 canciones que ustedes se llevarían para escuchar a algún lugar desierto si solo pudieran optar por esa cantidad de canciones ?. Realmente me parece una obra maestra donde la poesía y la música están cada una en su máximo nivel y van de la mano .....y lo peor (mejor) .... paradojalmente logran maravillarnos extasiados con una temática tan terrible..... El soliloquio de la impotencia del hombre es un clásico universal.... pero este tema supera, creo, cualquier expectativa. ¡¡¡¡ Grande Chico !!!! (Otra paradoja)

Anónimo dijo...

Hermoso posteo encontre lo comparto y mis felicitacioes.

La Kennedy dijo...

Muy buen post. Cuando lo encontramos le estaba diciendo a mi hijo que siempre entendí que era una canción de protesta, con un mensaje muy potente sobre la condición del hombre frente al poder, sea dictatorial o del mercado, o de donde provenga. Conmociona la cita bíblica que al que frecuentó los evangelios le trae a la memoria la imagen de Jesús frente a la certeza de su muerte. Pero a la luz de la realidad latinoamericana de los '60 y '70, la lectura es bien política.

Anónimo dijo...

Muchas gracias x la aclaración. También la veo como una canción antirreligiosa... "tanta mentira, tanta fuerza bruta... quiero inventar mi propio pecado". Saludos desde Cuba. Omar.

Alfredo Moreno dijo...

Impresionante articulo. Recientemente se hizo aquí en Caracas un homenaje a Chico y este tema fue emblema. Toda su obra es digna de estudio sus composiciones merecen no un nobel si todos los nobeles.

Saludos cordiales.

Rosalía dijo...

"Aparta de mi ese caliz" es un poemario del peruano Cesa Vallejos escrito en 1937 en relación a la Guerra Civil Española.

patricio vidal dijo...

muchas gracias,muy buen espacio y articulo,slds

Unknown dijo...

Este tema lo medito siempre durante la Semana Santa, porque me ayuda a contemplar hoy la Pasión de Jesús en su Misterio Pascual.